a

miércoles, 14 de enero de 2015

David Brainerd – el joven que nunca dejaba de orar



La increíble historia de un joven huérfano que a pesar de ser expulsado del seminario, de sufrir depresión crónica y tuberculosis,  salió al campo misionero trayendo uno de los avivamientos mas gloriosos.  Su vida a inspirado a cristianos como Henry Martyn, William Carey, John Wesley, Jonathan Edwards, David Livingstone, Spurgeon… Uno de los mayores testimonios de como Dios puede convertir lo más débil e insignificante, en un héroe de la fe.



1 comentario: